Share this:
emilyhiatt

La dieta vegetariana para niños y adolescentes

Posted by @emilyhiatt in Español, Nov 10, 2011

Mi hija adolescente quiere convertirse en vegetariana. ¿Es esta una alternativa segura para una niña en crecimiento, y podrá este tipo de dieta proveerle de todo lo que ella necesita?

Tags: espanol

emilyhiatt

Posted by @emilyhiatt, Nov 10, 2011

Dra. M. Molly McMahon, Endocrinología, Mayo Clinic de Rochester en Minnesota, dice:

El vegetarianismo puede ser una alternativa segura y sana para niños o adolescentes, siempre y cuando la alimentación esté bien planificada y controlada. Antes de que su hija cambie su manera de comer, ambas deben reunirse con un médico o especialista en dietética para que las ayude a entender qué implica una dieta vegetariana sana.

El término “vegetariano” abarca una variedad de alternativas alimenticias. Para muchas personas, ser vegetariano significa no comer carne, pescado ni aves. Sin embargo, el vegetarianismo todavía puede dividirse en muchas otras categorías que van desde menos limitantes a muy restrictivas. Los semi-vegetarianos (vocablo equívoco para muchos) son aquellos que a veces comen carne, pescado o pollo, pero su alimentación básica es de vegetales. Los vegetarianos lacto-ovos (“lacto” significa leche y “ovo” se refiere a los huevos) no comen carne, ni pescado, ni aves, pero comen productos lácteos y huevos. Los vegetarianos estrictos (vegan) no ingieren ningún producto animal. Por último, están los macrobióticos, cuyo patrón alimenticio incluye arroz y cereales, algas marinas, condimentos asiáticos, frutas de producción local y carne o pescado blanco ocasional. Las dietas vegetarianas varían considerablemente y, por ello, es importante entender el tipo, cantidad y variedad de nutrientes que se consumen.

Con un poco de planificación, el niño vegetariano puede ingerir una dieta bien balanceada. La preocupación que generalmente se presenta con los vegetarianos es de si ingieren suficiente proteína. Si bien la carne blanca, el pescado, los productos lácteos, el arroz, las leches de soja y los huevos son magníficas fuentes de proteína, también muchos vegetales, sobre todo las leguminosas, legumbres y frutos secos, pueden proveer la proteína necesaria para una alimentación sana. Por lo tanto, es fácil que una dieta vegetariana provea a una persona de suficiente cantidad de proteína, siempre y cuando la ingesta calórica sea adecuada y se consuma una variedad de alimentos.

Con los niños que excluyen productos lácteos y huevos de su alimentación, se debe prestar más atención para que reciban los nutrientes necesarios. El calcio es importante para los niños porque desempeña una función importante en el funcionamiento nervioso, crecimiento de los huesos y acumulación de masa ósea. La mayoría de personas normalmente obtiene calcio de los productos lácteos. Si su hija decidiera no consumir productos lácteos, necesita incluir otros alimentos con alto contenido de calcio en su alimentación, tales como verduras verdes y productos fortificados con calcio, como las leche de soja, los cereales y los jugos.

Si su hija optase por una dieta vegetariana estricta, habría también que considerar el asunto de las vitaminas D y B12. La vitamina D es necesaria para un crecimiento adecuado, función inmune y salud ósea, además de que ayuda al intestino a absorber el calcio y el fosfato. Son pocos los alimentos que ofrecen vitamina D en cantidad adecuada, pero existen productos fortificados con vitamina D, como la leche de soja, la leche de arroz, los jugos y los cereales. La vitamina B12 se encuentra sólo en los productos animales y es importante para los glóbulos rojos y el funcionamiento nervioso. Existen algunos alimentos que están fortificados con vitamina B12, entre ellos, las leches de soja y arroz, los cereales y la levadura.

Han habido algunas inquietudes respecto a la observación de que el vegetarianismo es un poco más común entre las personas que sufren trastornos alimenticios, pero no existen pruebas de que el vegetarianismo tenga ninguna relación causal con la tendencia a desarrollar trastornos alimenticios.

Si bien es preferible obtener los nutrientes de los alimentos, los niños que son vegetarianos estrictos podrían requerir tomar suplementos de calcio, vitamina D o vitamina B12. Cuando converse con el proveedor de atención médica de su hija, consúltele si sería conveniente ofrecerle suplementos. Algunas personas podrían necesitar recomendaciones para ingerir hierro, zinc y ácidos grasos omega 3 en su alimentación. Los adolescentes vegetarianos que no comen pescado deben incluir fuentes de ácidos alfa-linolénicos (precursores de los ácidos grasos omega 3), como la semilla de lino o linaza y el aceite de linaza, las nueces, el aceite de colza (canola) y la soja. Los ácidos grasos omega 3 son importantes para la salud cardiovascular, así como para el desarrollo de ojos y cerebro.

En general, el mejor abordaje para la dieta vegetariana de un niño es mantenerse informado sobre las alternativas alimenticias y planificar según corresponda. Es fundamental que su hija se involucre en esto porque ella debe saber cómo obtener los nutrientes que podrían faltar en su alimentación y entender lo que necesita para que su dieta vegetariana sea sana. Llévela al supermercado y pídale que lea las etiquetas de los alimentos. Involúcrela en la preparación de los alimentos y converse con ella sobre las alternativas que el menú de un restaurante puede ofrecerle.

Una ventaja para los niños vegetarianos es que en estas dietas generalmente se consume menos grasas saturadas y colesterol, al mismo tiempo que más frutas, verduras, cereales y fibra que en otros tipos de alimentación. Por eso, los niños vegetarianos tienden a ser más delgados que los demás. Si su hija continuara siendo vegetariana, esa dieta también podría beneficiarla porque se vincula a menos obesidad, diabetes tipo 2, hipertensión y enfermedad cardíaca en adultos.

Le recomiendo que apoye la decisión de su hija de convertirse en vegetariana, en tanto ella tome seriamente la importancia de planificar una alimentación sana y controlar que así sea, además de conversar con el proveedor de atención médica para recibir consejos antes de cambiar los hábitos alimenticios.

Please login or become a member to post a comment.