Share this:
emilyhiatt

¿La colitis ulcerosa?

Posted by @emilyhiatt in Español, Nov 10, 2011

¿Qué dicen las últimas investigaciones sobre la colitis ulcerosa y la proctitis? ¿No hay cura aún?

Tags: espanol

emilyhiatt

Posted by @emilyhiatt, Nov 10, 2011

Dr. David Bruining, Gastroenterología, Mayo Clinic de Rochester en Minnesota, dice:

Si bien actualmente la colitis ulcerosa no tiene ninguna cura médica, existen muchas terapias eficaces para controlar los síntomas. Las causas, el diagnóstico y el tratamiento de la enfermedades inflamatoria del intestino son temas que se investigan ampliamente. Los resultados de esos estudios podrían ayudar a los científicos a descubrir nuevas maneras de controlar mejor la colitis ulcerosa.

La colitis ulcerosa es un tipo de enfermedad inflamatoria del intestino que causa inflamación dentro del colon. Cuando sólo participa el recto, la afección se conoce como proctitis ulcerosa. Las señales y síntomas de la colitis ulcerosa varían, según la extensión y gravedad de la enfermedad. Entre las señales y síntomas están sangrado rectal, dolor, diarrea sanguinolenta y cólicos abdominales. En algunos casos, la colitis ulcerosa podría también causar inflamación en otros órganos, tales como las articulaciones, ojos y piel.

La causa de la colitis ulcerosa es incierta. Muchos científicos creen que el daño de los tejidos del sistema digestivo de la gente que padece colitis ulcerosa es fruto de una respuesta inmune mal regulada o inadecuada. En otras palabras, la colitis ulcerosa podría ser un trastorno autoinmune en el cual el sistema inmunológico ataca a los propios tejidos y órganos del cuerpo, ocasionando inflamación y daños.

El primer paso en el tratamiento de la colitis ulcerosa, generalmente, son los medicamentos que controlan la inflamación. Para la gente que sufre de proctitis, la mesalamina (también conocida como ácido 5-aminosalicílico ó 5-ASA) normalmente puede aliviar bien los síntomas y señales de la enfermedad. Entre otros medicamentos comunes para la colitis ulcerosa están los fármacos que disminuyen la inflamación mediante la supresión del sistema inmune, como la prednisona, la azatioprina, la 6-mercaptopurina y el infliximab. En aquellos casos graves de colitis ulcerosa que no responden al tratamiento médico, la cirugía es otra alternativa y generalmente implica extirpar todo el colon para crear una bolsa interna que se conecta al ano, permitiendo el tránsito normal de heces hacia el recto.

Existen muchas investigaciones que examinan las enfermedades inflamatorias del intestino y los resultados de esos estudios posiblemente repercutan sobre el control de la colitis ulcerosa. Un reciente ensayo clínico grande y enfocado en la enfermedad de Crohn (otro tipo de enfermedad inflamatoria del intestino), por ejemplo, descubrió que la mezcla de dos fármacos, el infliximab y la azatioprina, parece mejorar los resultados del tratamiento en algunas personas. Los científicos esperan que estudios como el antes mencionado también logren definir más a fondo cuáles son las mejores tácticas de tratamiento para la colitis ulcerosa.

Si le interesa participar en un ensayo clínico relacionado con enfermedades inflamatorias del intestino (colitis ulcerosa o enfermedad de Crohn), converse con sus médicos para informarse sobre los estudios que estarían disponibles en su área. Además, puede remitirse a varias fuentes electrónicas para obtener más información. Los ensayos clínicos actualmente disponibles se encuentran a través de los Institutos Nacionales de Salud (NIH), bajo http://www.clinicaltrials.gov. Puede también buscar ensayos clínicos a través de Mayo Clinic en clinicaltrials.mayo.edu. La Fundación de América para la Enfermedad de Crohn y la Colitis (www.ccfa.org) es otra buena fuente de información donde también puede establecer contacto con otras personas y familias que lidian con enfermedades inflamatorias del intestino.

La colitis ulcerosa es una afección crónica que requiere seguimiento médico continuo. Los especialistas que, por lo general, atienden a la gente que padece colitis ulcerosa son los gastroenterólogos y cirujanos colorrectales. Con atento control y seguimiento, casi siempre se puede disminuir significativamente las señales y síntomas de la colitis ulcerosa.

Please login or become a member to post a comment.